Fundación “Asociación de Misericordia”

Historia

La Ciudad de Ávila, durante los siglos XV y XVI, sintió una enorme preocupación por ir creando numerosos centros asistenciales, surgiendo muchas y activas obras de beneficiencia. Fueron promovidas por instituciones eclesiásticas y por cristianos particulares.

Ávila fue en esta época la “hoguera espiritual” de Castilla.

Fueron creados centros destinados para recoger a los necesitados, y a cuantos se encontraban sin hogar. Lugares de refugio para pobres, peregrinos, enfermos, y gente sin albergue. Centros en los que se ejercitaba la más auténtica caridad cristiana, todo bajo la dirección de la Iglesia.

Memoria Histórica 150 Aniversario
Discurso 150 Aniversario

Esta Fundación “Asociación de Misericordia” tuvo sus primitivos orígenes en el año 1532, donde los canónigos Alonso de Pliego y Hernando Manzanas, fundaron el llamado “Hospital de Las Bubas”, con posterioridad “Hospital de Dios Padre”, con pecunio propio, siendo sostenido largamente por el Cabildo Catedralicio de Ávila hasta el año 1792. En este año fue suprimido el Hospital, juntamente con los existentes en la ciudad, para ser unificados en lo que sería el Hospital Provincial.

Como continuidad fue formada esta Fundación, con nombre “Asociación de Misericordia”, constituida en la ciudad de Ávila, en mayo de 1867, por un grupo de personas, movidas por su espíritu de caridad cristiana hacia los ancianos y enfermos carentes de medios necesarios para la subsistencia, por una cuantía de 64.380 reales.

El 25 de abril de 1867, se acordó la creación de un asilo o casa de mendicidad, es decir, la fundación de esta conocida y apreciada institución abulense, en favor de ancianos necesitados de esta provincia, continuando su labor hasta el día de hoy con las premisas y condiciones de cerca de cinco siglos de existencia.

Desde hace unos 125 años se encuentra esta Residencia de Ancianos dirigida, cuidada y atendida bajo las normas de las RR.VV. Hijas de la Caridad y sus conocidas atenciones y cuidados a las personas más necesitadas.

Antes de 1878, la Asociación dedicaba parte de sus reservas para la función de préstamo a diversas personas con el fin de obtener alguna rentabilidad. Para unificar y generalizar dichos préstamos y que se beneficiasen todas las personas con una nueva actividad benéfica, la organización instauró por primera vez una Caja de Ahorros en Ávila y un Monte de Piedad. El proyecto fraguó adecuadamente y el 15 de agosto de 1878 se inauguró la extinta Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Ávila, en la denominada “Casa Revenga” primitiva sede social. Dicha Caja de Ahorros tuvo sus orígenes en la Asociación de Misericordia, constando como entidad fundadora de esta entidad financiera.